Escarlet explora un cuerpo que aún no se sabe de dónde viene ni adónde va, pero que es necesario. Un cuerpo que es anterior a la palabra, que no viene del verbo ni del concepto y pertenece a un lugar atrás o encima o debajo al que no llega la luz del nombrar. Es un cuerpo que viene de cuerpo, voz que viene de carnes. Un cuerpo extraño, conocido y no, de aquí pero no del todo, y al mismo tiempo profundamente vulnerable y humano. Sirena, ballena y androide. Santa Ludovica y monstruo. En un sentir, conocer y respirar entre las piernas.

Escarlet es un proyecto en proceso de desarrollo, que vive entre la danza y lo expositivo, a modo de lo que se deja ver y observar como imagen y volumen.

Con el apoyo de Sortutakoak 17 (Dantzagunea, Rentería) y Residencias (2+2)2 ( La Inestable y Espacio Benamil, Valencia).